agosto 2008


(lease como onda David Faitelson)

“Laaaaaaaaaaaaaannnnnnnnnnnnoche se tornaba en madrugada,
los niños duermen y sueñan, esperando el regreso a clases,
mientras los padres, acompañados por la luz del televisor,
son testigos de como se concreta el sueño mexicano,
el sueño……de una presea olímpica.”

xD

(a partir de  aqui ya puede leerse como les acomode mejor)

Pues así sucedió, la delegación mexicana obtuvo su primer metal, medalla de bronce en clavado sincronizado, gracias a la dupla de Paola Espinoza y Tatiana Ortiz.

Debo admitir que no creía mucho en estas muchachas, era de los que pensaba que estaba cabron que le pegaran a las chinas o a las australianas, o a cualquier otra pareja de clavadistas, pues, no en mi imaginación no cabía la posibilidad de que tuvieran el entrenamiento suficiente para una justa de este nivel…

Pero a punta de salpicones me cerraron la bocota, es más, hasta me orillaron al punto  de emitir vitoreos en silencio, esto durante la repetición mañanera,  pues durante la transmisión en vivo ya me encontraba plancahando oreja; pero aun así me emocioné viendo como del octavo puesto subían y oscilaban entre las tres primeras posiciones, quedando al final en un merecido lugar en el podium ubicadas en el lugar número tres, por debajo de las chinas -quenotienenmadre- y las australianas -quesecagaronconeseultimo-…

La ceremonia de la premiación y los himnos no la presencié pues ya eran las ocho de la mañana con treinta minutos y debia partir hacia el chambing, pero como sea, me dejaron, si no con una entera satisfacción, si con la idea de que el deporte mexicano ya avanzó un año luz de los mil que se encontraba rezagado; espero que dentro de cuatro años la delegación mexicana llegue a Inglaterra con deportistas a un nivel muy superior del que tienen hoy, que en verdad sean competencia y no tengan como meta eso de los “records mexicanos”, que, a mi parecer, tienen mas pinta de limitantes que de motivaciones.

(nuevamente lease con voz de David Faitelson)

Y así, asi somos testigos de que nuestro deporte avanza, a paso firme, uno a la vez, llenando de esperanza a un pueblo que los apoya, los vitorea, les grita, les llora…les entrega el corazón, junto con un ferviente deseo de victoria, victoria que ahora…..ahora…. es de todos los mexicanos.

Anuncios

Despertar casi a la fuerza, a las 8:00 am, cuando regularmente era a las 7:00 de la mañana…

Es bastante vergonzoso iniciar la rutina diaria de despertar, aguantar en la cama 30 minutos más, bañarse con toda la calma del mundo, salir de casa a las 8:45 cuando la hora de entrada es a las 9 de la mañana…

Llegar al lugar de trabajo a las 9:30 sin remordimiento alguno.

Todo esto porque las ganas de trabajar en ese lugar se fueron, pasaron a mejor vida; la motivación que antes se tenía ya no existe, no hay una buena razón para llegar y chambear con todo el ánimo posible.

Ahora, solo trabajo porque se que tengo que hacerlo, y, a decir verdad no me siento mal por ello, ya que he dado mucho de mi y a cambio recibí la frase más mierda que me ha dado un jefe:

“si te subo el sueldo, te estaría regalando el dinero”.

No soy el mejor empleado del mundo ni mucho menos, pero creo que mi trabajo ha sido muy bueno, con sus altibajos como en todos lados, pero una respuesta así no se la deseo a nadie.

Luego entonces, al final del dia pos nomas estoy aqui por el varo, ya que tengo una extraña costumbre que se basa en comer todos los días y la comida no me la regalan, bueno, a veces si.

fondeandome estan los nine inch nails con “only”.